Pues pregunto yo a todos los hombres si quieren gozar más de la verdad que de la falsedad, y no dudan en responder que más de la verdad, con la misma seguridad con que dicen que quieren ser dichosos, porque la vida feliz es el gozo de la verdad.

Confessiones X, 23, 33.